Melasma

By dramercecampoy
In Médicina Estética
jul 21st, 2014
0 Comments
933 Views

revitalizacion

Es un trastorno cutáneo muy común, que puede afectar a cualquier persona, sobre todo a mujeres embarazadas, que están tomando pastillas anticonceptivas o también a las que toman hormonoterapia durante la menopausia.

La exposición al sol también es un factor de riesgo fuerte para desarrollar melasma, una afección particularmente común en los climas tropicales.

En nuestra clínica utilizamos las mas modernas técnicas de medicina estética para tratar esta afección y retornar a la piel su brillo original.

Es necesario un diagnostico previo para pautar el tratamiento.

MELASMA.   ¿Podemos eliminarlo?

Después del verano, aumentan en nuestra clínica, las consultas por aparición o reactivación del Melasma, también conocido coloquialmente como “paño” o “manchas hormonales”.

El origen del melasma no es solo de tipo hormonal como embarazos o anticonceptivos orales, además influyen otros factores como antecedentes familiares, color de la piel, cosméticos y exposición solar.

Es más frecuente en mujeres, pero también los hombres lo pueden padecer.

La localización de estas manchas es con más frecuencia en la frente, labio superior y pómulos, pero también puede ser en cuello, escote y brazos.

Es cierto que hoy por hoy no disponemos de un tratamiento que lo elimine totalmente, pero debemos tratarlo cuanto antes ya que la respuesta siempre es mejor en los casos que se trata al inicio.

Mejorará de forma importante y lo “mantendremos a raya”.

LES OFRECEMOS UN TRATAMIENTO INTEGRAL Y PEDRSONALIZADO PARA CADA CASO:

  • Individualizamos y personalizamos cada uno de los tratamientos para el melasma, ya que sabemos que la causa que lo origina es distinta en cada caso.

Tratamientos que a un paciente le pueden ir bien, u otro no. Para ello hay que hacer un diagnóstico preciso para planificar el tratamiento.

  • La combinación de las técnicas es el mejor de los tratamientos: productos de aplicación en domicilio, diseñados para cada paciente, peelings suaves y el empleo del láser en algún caso.

LÁSER CONTRA LAS MANCHAS DEL SOL

El sol es el principal responsable de las manchas que aparecen en las zonas más expuestas como cara, escote y dorso de las manos.

La aparición de manchas se debe a un crecimiento o aumento de la actividad de los melanocitos (células que dan color a la piel). En la mayoría de los casos se trata de léntigos solares.

Siempre es importante hacer un diagnóstico preciso de la lesión.

El láser actúa de forma selectiva sin dañar los tejidos circundantes, minimizando los riesgos de cicatrización, eliminando el pigmento de la lesión que está en la epidermis en caso de léntigos o en la dermis y epidermis en los nevus.

En nuestra Clínica disponemos de los dos tipos de laser más efectivos para ambas lesiones:

  • Láser Q-Swiched para léntigos.
  • Láser CO2 para nevus.

NUEVO TRATAMIENTO MÉDICO: BIORETVITALIZADOR SIN AGUJAS  PRX-T33

¿Qué es el PRX-T33?

Como novedad, la Dra. Rossana Castellana, dermatóloga italiana, ha desarrollado un nuevo dispositivo médico de biorrevitalización sin agujas, el PRX-T33.

Es un nuevo procedimiento que parte del conocido peeling de ácido tricloroacético TCA, que al asociarlo a peróxido de hidrógeno H2 O2, penetra más rápidamente en la dermis, sin agredir la epidermis, observándose los resultados de manera rápida.

El PRX-T33 favorece la estimulación de fibroblastos y los factores de crecimiento, sin generar inflamación ni dañar la piel.

Este tratamiento puede realizarse en todas las épocas del año, debido a que no es fotosensible y está indicado para todos los fototipos de piel, incluyendo los más altos.

CÓMODO PARA EL PACIENTE:

  • Sin agujas.
  • Sin dolor.
  • Sin interrupción de actividades diarias normales.
  • No fotosensibilizante. Se puede aplicar también en verano.
  • Rápido (10-15 minutos para efectuar el tratamiento).
  • Se puede asociar a cualquier tratamiento de medicina estética (fillers, laser, hilos…), mejorando los resultados.

INDICADO PARA AMBOS SEXOS A CUALQUIER EDAD.

  • 5 – 12 años    →  – Cicatrices (varicela, etc…)
  • 12–25 años   →  – Sustituye la limpieza facial (afina la epidermis y facilita la eliminación de los comedones y espinillas).
  • 25 – 35 años →  – Melasmas.  Estrías.
  • 35 – 45 años →  – Biorevitalización de la cara y cuerpo. Prevención de envejecimiento cutáneo.
  • > 45 años      →  – Tratamiento de piel flácida en cara y senos.